31 de agosto de 2018

Cheesecake de fresas.

Elaborado por Mary Luz Piñeiro CuchillitoyTenedor en 8:46
Aquí os dejo la receta de esta deliciosa "cheesecake de fresas frescas". Un pastel facilísimo y sin horno que desaparace por arte de magia en cuánto lo ponemos sobre la mesa, ideal para poner el broche de oro a una estupenda comida cuándo las temperaturas son altas.
La receta.






INGREDIENTES:

150 g. de galletas (María, Digestive... ), 85 g. de mantequilla reblandecida, 300 g. de queso crema, 160 g. de azúcar, 300 g. de puré de fresas ( fresas trituradas ), 6 hojas de gelatina, 450 g. de nata para montar y algunas fresas más para decorar la tarta.








ELABORACIÓN:

1- Trituramos las galletas con una picadora y las mezclamos con la mantequilla reblandecida hasta obtener una pasta similar a la arena mojada.
2- Ponemos esta mezcla sobre un molde redondo desmontable ( 21 cm. de diámetro ) y compactamos bien con el dorso de una cuchara para que quede bien lisa.
3- Metemos al congelador media hora o al frigorífico hasta que la mantequilla se haya solidificado y esté dura.
4- Ponemos las hojas de gelatina en un cuenco cubiertas de agua para que se hidraten ( 4- 5 minutos ).









5- Batimos el queso crema junto con el azúcar hasta que se suavice y desaparezcan todos los grumitos.
6- Reservamos una pequeña parte del puré de fresas para calentarlo en el microondas y disolver en él la gelatina. El puré restante lo añadimos a la mezcla de queso crema.
7- Disolvemos la gelatina ( bien escurrida de agua ) en el puré de fresas calentado en el microondas. Removemos bien para que la gealtina y el puré se fundan y luego lo añadimos a la mezcla de queso.
8- Montamos la nata ( que debe estar bien fría ) con una batidora eléctrica a velocidad máxima y luego la añadimos con movimientos envolventes a la mezcla de queso hasta obtener una mezcla homogénea.









9- Vertemos sobre la base de galletas que teníamos reservada en el congelador ( o nevera) y alisamos la superficie con una espátula.
10-Guardamos en la nevera durante 4 - 5 horas, hasta que gelatinice y esté lista para desmoldar.
11- Deslizamos suavemente un cuchillo afilado por el borde del molde y desmoldamos retirando el aro. Luego decoramos con fresas frescas.

1 comentarios:

la Rosa dulce on 31 de agosto de 2018, 22:17 dijo...

Me encantan las tartas de fresa y está además queda preciosa.
Bss

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

Cuchillito y Tenedor Copyright © 2012 Design by Ana Sanchez Aubrey and Me