5 de julio de 2018

Helado de cerezas con galletas de chocolate.

Elaborado por Mary Luz Piñeiro CuchillitoyTenedor en 8:14

La elaboración de helados caseros es tan sencilla y gratificante, que vale la pena conseguir nuestros sabores favoritos utilizando fruta natural mezclada con yogur, chocolate o lo que más nos guste y disfrutar luego en las tardes de verano de un delicioso helado elaborado con nuestras propias manos.
Hoy os propongo éste de cerezas con galletas de chocolate, que se elabora en un abrir y cerrar de ojos y está increible. Ya veréis!!!








INGREDIENTES:

250 g. de cerezas maduras, 300 ml. de leche, 20 g. de Maicena, 300 g. de leche condensada, 100 g. de nata para montar y 3 ó 4 galletas con chips de chocolate negro.









ELABORACIÓN:

1- Ponemos en un cazo la leche y la Maicena y cocinamos a fuego medio removiendo constantemente con unas varillas hasta que la mezcla espese. Retiramos del fuego y dejamos que se enfríe del todo.
2- Cortamos las cerezas en trocitos y las ponemos en un cuenco grande.
3- Una vez fría la mezcla de leche y Maicena, la añadimos al cuenco con las cerezas y mezclamos bien.
4- Agregamos la leche condensada y mezclamos.
5- Montamos la nata ( bien fría ) con unas varillas eléctricas y la añadimos al cuenco, mezclando con una lengua pastelera hasta que se integre por completo.









6- Troceamos las galletas de chocolate y las añadimos al cuenco moviendo para que se repartan por toda la crema.
7- Vertemos la crema obtenida en un molde rectangular ( o en un recipiente de plástico ).
Metemos al congelador durante 5 ó 6 horas removiendo cada media hora las 2 primeras horas. Luego dejamos que se endurezca y lo sacamos del congelador 15 minutos antes de servir.

1 comentarios:

Amaj on 6 de julio de 2018, 13:36 dijo...

Q pinta Dios mío! Hace poco q llegué a tu blog y tengo q decirte q me encanta. Y alucino con la frecuencia q públicas. Enhorabuena!!!

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

Cuchillito y Tenedor Copyright © 2012 Design by Ana Sanchez Aubrey and Me