23 de julio de 2016

Tocino de cielo.

Elaborado por Mary Luz Piñeiro CuchillitoyTenedor en 8:06
Uno de los postres más dulces que conozco y elaboro con frecuencia es el que hoy quiero presentaros, el "Tocino de cielo".
Es maravilloso compartir un dulce casero con personas incluso desconocidas. Lo normal es que comprendan que lo que te regalan es un "trocito de amor comestible".
Aquí tenéis mi tocinito. Veréis qué bueno. Probad, que es muy sencillito!!!



INGREDIENTES:


500 g. de azúcar común, 250 ml. de agua y 1 docena de yemas de huevo. Caramelo líquido. 
(Con estas cantidades, sale un precioso tocinito de cielo como el que os muestro en las fotos. Es postre delicioso y suficiente para unas 10 personas y, si lo acompañáis de algo de fruta para decorar.... Una exquisitez!!!)



ELABORACIÓN:

1- Ponemos en un cazo grandecito el azúcar y el agua. Cocinamos a fuego lento y sin remover, durante aproximadamente 20 minutos ( contados desde el hervor).
 Debe formarse un almíbar a punto de hebra floja ( cogemos una cucharadita y la vertemos en un plato. Tomamos un poco de este almíbar entre los dedos índice y pulgar. Los pegamos y, al separarlos, la hebra que se forma con el almíbar, debe medir aprox. unos 4 cm. sin romperse) Este punto se obtiene, como digo, aprox. a los 20 minutos de cocción a fuego lento.





2- Dejamos que el almíbar elaborado se enfríe.
3- En un recipiente hondo batimos las yemas de huevo con suavidad, lentamente, para que no tomen aire ni salgan burbujas.
4- Una vez que el almíbar se haya enfriado, lo añadimos a las yemas poco a poco y mezclamos suavemente, hasta obtener una textura homogénea.



5- Caramelizamos el molde elegido. Una brocha de pastelería nos será muy útil para pincelar adecuadamente el caramelo por el fondo y lados del molde, abundantemente, con generosidad.
6- Vertemos la mezcla reservada sobre el molde caramelizado y... cocemos al baño María en horno precalentado a 200 grados. Aprox. en 25 minutos el tocino de cielo estará listo.
7- Retiramos del horno, dejando que se enfríe en su propio molde y, desmoldamos en frío, delizando por el borde del molde un cuchillo afilado.
Conservamos en la nevera hasta su degustación.
Espero que os de muchas alegrías este tocinito de cielo y cuándo lo compartáis con los vuestros os sintáis tan felices como yo me siento al compartir mis dulces!!!

1 comentarios:

La Rosa Dulce on 23 de julio de 2016, 13:20 dijo...

Qué exquisitez, tengo que probarlo.
Bss

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

Cuchillito y Tenedor Copyright © 2012 Design by Ana Sanchez Aubrey and Me