16 de octubre de 2017

Lasaña casera de espinacas.

Elaborado por Mary Luz Piñeiro CuchillitoyTenedor en 6:51

"Lasaña casera de espinacas". Una auténtica delicia de lo más saludable esta estupenda lañaña elaborada con pasta fresca a la que hemos añadido espinacas cocidas, de ahí su precioso y atractivo color verde, lo que la hace todavía más apetecible y jugosa.
Animáos a elaborar vuestra propia pasta casera, es de lo más sencillo y el resultado vale la pena. Jamás volveréis a comprar pasta fresca, os lo aseguro!!!
La receta.




INGREDIENTES:

Placas de lasaña: 340 g. de harina de trigo ( o sémola de trigo duro), 2 huevos y 2 yemas y 50 g. de espinacas cocidas sin sal y escurridas.
Relleno: 1 cebolla, 2 dientes de ajo, 2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen, 1 puerro grande, 150 g. de espinacas cocidas, 4 cucharadas soperas de salsa de tomate de buena calidad, 2 tomates grandes maduros, orégano, albahaca, sal, pimienta negra y 250 g. de queso de cabra. Queso rallado para espolvorear.




ELABORACIÓN:

1- En una sartén amplia ponemos el aceite de oliva, la cebolla cortada en daditos, los ajos picados y el puerro picado muy menudito.
Cocinamos a fuego medio hasta que ablanden, añadiendo algo de agua si fuese necesario, para que no se doren la cebolla y puerro.
2- Añadimos 1 cucharada sopera de orégano, otra de albahaca, 1 cucharadita de sal y otra de pimienta negra molida. Mezclamos y cocinamos hasta que la cebolla esté blandita.





3- Añadimos las espinacas cocidas y la salsa de tomate. Mezclamos y seguimos cocinando un par de minutos más.
4- Retiramos del fuego y añadimos los tomates sin piel cortados en daditos y el queso desmigado. Mezclamos, tapamos y reservamos.
5- En el bol de la amasadora ( o cuenco grande) ponemos la harina y en el centro añadimos los huevos y yemas.
6- Amasamos y añadimos las espinacas cocidas sin sal y muy bien escurridas ( No deben contener agua ).
7- Amasamos durante 10 minutos hasta obtener una masa lisa que no resulte pegajosa ( si es así añadimos algo más de harina).




8- Tapamos  la bola de masa con film y dejamos reposar 1 hora a temperatura ambiente.
9- Cortamos la masa en porciones del mismo tamaño y estiramos cada porción de masa con un rodillo sobre na mesa enharinada. La dejaremos finita para pasarla por la máquina en el grosor más amplio.
10- Pasaremos cada porción de masa por la máquina de pasta 2 ó 3 veces disminuyendo el grosor hasta que quede bien finita.
11- Con un cuchillo afilado cortaremos las placas para nuestra lasaña ( podemos utilizar una plantilla de cartón poniéndola encima para que nos queden iguales ).




12- Dejaremos secar las placas de lasaña sobre una mesa enharinada para que no se peguen y se sequen al contacto con el aire ( unos 10- 15 minutos).
13- Cocemos por tandas las placas de lasaña en abundante agua hirviendo con sal, dos minutos contando desde el hervor. Escurrimos y colocamos las placas sobre una mesa limpia y humedecida.
14- Vamos alternando capas de pasta y relleno sobre un recipiente apto para horno. Espolvoreamos con queso rallado y metemos al gratinador hasta que la superficie se tueste a nuestro gusto.

1 comentarios:

Nenalinda on 16 de octubre de 2017, 18:58 dijo...

Ains madre pero como me tientas con lo que nos gusta la lasaña en casa ,ya mismo me llevo la receta a pendientes seguro esta de rexupete ademas de quedarte de relujo.
Bicos mil y feliz inicio de semana wapisima.

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

Cuchillito y Tenedor Copyright © 2012 Design by Ana Sanchez Aubrey and Me